Scroll to top

Qué es el curetaje dental

Tratamiento dental de Curetaje

El curetaje dental es un tratamiento odontológico que se utiliza para contrarrestar la periodontitis. Quizá algunas personas lo conozcan también con los términos de raspado o alisado radicular. El especialista dental tiene que recurrir a este procedimiento cuando el sarro se ha extendido más allá de la superficie de los dientes y la enfermedad está en su etapa más avanzada. La formación de bolsas periodontales en el interior de las encías es la prueba más evidente de la periodontitis.

Estas bolsas periodontales son cada vez más grandes a medida que la enfermedad avanza y se forman entre la encía y el diente. Cuanto mayor es cada bolsa, más cantidad de tejido que soporta el diente se destruye, ya que el número de bacterias es cada vez mayor.

Hay que decir que el curetaje es solo una parte del proceso, pero para que el tratamiento contra la periodontitis surta efecto es necesario seguir los siguientes pasos:

  • Análisis de las bacterias: es necesario conocer el tipo de bacterias que están destruyendo los tejidos para pautar el antibiótico más eficaz.
  • Medición del sarro: es imprescindible comprobar el nivel de sarro cuando se inicia y cuando finaliza el tratamiento.
  • Revisiones: el especialista debe cerciorarse que la periodontitis ha desaparecido completamente y no va a volver a aparecer.

Proceso del Curetaje

El curetaje se lleva a cabo con unas curetas que serán diferentes según el área que vaya a tratar el odontólogo, ya que no es lo mismo actuar en los dientes incisivos, por ejemplo, que en los molares o premolares, porque cada diente tiene un tamaño, una longitud y una angulación diferente. Estos son los pasos para llevar a cabo un curetaje:

1º. Se aplica anestesia local para limpiar las bolsas periodontales. Para ello se aplica la cureta correspondiente

2º. Se raspa y retira el sarro acumulado bajo la encía.

3º. Se alisa la raíz del diente.

El tratamiento de curetaje dental se puede realizar en dos consultas. En la primera se hace el análisis microbiológico y el curetaje en dos cuadrantes de la boca. En la segunda consulta se lleva a cabo el raspado y alisado radicular en el resto de la boca y se pauta el antibiótico adecuado en base a los resultados del análisis microbiológico.

En general es un proceso que no duele ni presenta excesivas molestias, tan sólo cuando pasan los efectos de la anestesia local. Pero, aunque es un tratamiento que no suele presentar complicaciones, siempre recomendamos a nuestros pacientes que acudan a una clínica con solvencia y experiencia para garantizar los resultados del curetaje.

Hay que decir que España es el único país de la UE donde no están reguladas las especialidades dentales y cualquier dentista puede hacer un curetaje. Pero, todos sabemos que las garantías que ofrece un experto en periodoncia nunca serán las mismas que la de un dentista ordinario.

Por tanto, nuestra recomendación es acudir a una clínica con reconocido prestigio como nuestra clínica dental de Madrid, porque contamos con los mejores especialistas en todo tipo de tratamientos como el curetaje dental y siempre velamos por la salud bucodental de nuestros pacientes y garantizamos nuestros trabajos.

Posts relacionados