Scroll to top

Morderse las uñas, el peligro que desgasta tus dientes

El desgaste dental puede ser causado por un gran número de conductas, algunas más evidentes que otras. Una de las que más pasa desapercibida es morderse las uñas, pero cuyas consecuencias pueden ser muy graves. En la Clínica Dental González Baquero queremos concienciar sobre las consecuencias para la salud y estética dental de este tipo de conductas y de cómo afecta a corto y largo plazo.

Causas del desgaste dental 

Lo primero de lo que tenemos que hablar es de cuáles son las causas reales del desgaste de los dientes. Aunque el post de hoy se lo dedicaremos a las consecuencias de morderse las uñas, no está de más conocer otros factores que pueden afectarnos de igual manera en el esmalte dental.

Erosión 

Los dientes se erosionan como consecuencia de su excesiva exposición a elementos químicos o con altos niveles de acidez. Véanse las bebidas carbonatadas o los zumos de frutas muy ácidas. También ocurre con el reflujo gástrico, especialmente en personas que sufren determinadas patologías.

Abrasión

La principal consecuencia de la abrasión es el desgaste del esmalte dental. Ocurre a menudo cuando no realizamos correctamente el cepillado de los dientes o utilizamos la dentadura para lo que no se debe, como abrir botellas o morderse las uñas. Una de las consecuencias más evidentes es el desgaste del cuello del diente.

Problemas de oclusión

El bruxismo y otros problemas de masticación están íntimamente relacionados con el desgaste de dientes. Los dientes pierden progresivamente su superficie dura debido a la fuerza que ejercen los dientes al apretar la mandíbula. Dependiendo del grado de la patología las consecuencias pueden ser más o menos severas. En cualquier caso, es un problema que requerirá tratamiento para evitar que la salud dental se vea comprometida en el tiempo. 

Problemas derivados de morderse las uñas

Son obvias las consecuencias de morderse las uñas en las mismas o en los propios dedos. Sin embargo, rara vez pensamos en cuáles serán en nuestra salud bucodental. Este tipo de afecciones pueden ser el causante tanto del desgaste dental como de infecciones y hongos en la boca, entre otras. Vamos a explorar las principales consecuencias de morderse las uñas.

Desgaste dental

Al morderse las uñas, lo que ocurre en la boca es que los dientes chocan de manera continua y traumática unos contra otros. Esto, si ocurre de manera continuada y prolongada, puede producir que los dientes se astillen, se fracturen o hasta se rompan. En los casos menos graves, la consecuencia directa es el desgaste del esmalte y la aparición de microtraumatismos en diferentes zonas de la boca. 

 Infecciones

Las uñas son una zona del cuerpo donde se acumula la suciedad y llevarlas de manera constante y compulsiva a la boca puede aumentar la aparición de infecciones. Las bacterias presentes en las manos pueden derivar en problemas perjudiciales en la salud bucodental y en el aparato digestivo. Este tipo de bacterias pueden originar virus o llagas en la boca.

Mal aliento

Padecer de mal aliento o halitosis puede tener serias consecuencias en la vida diaria. Y ya no solo en términos de salud bucodental. Hablamos de conseguir un trabajo, mantener relaciones estables, etc. Los malos olores nos producen rechazo y eso puede afectar a la vida de la persona que lo sufre. La halitosis puede ser otra de las consecuencias de morderse las uñas. Están íntimamente relacionadas con la presencia de determinadas bacterias e infecciones en la boca.

Afecciones temporomandibulares 

Cada vez son más los profesionales que coinciden en que morderse las uñas puede ser consecuencia directa de afecciones en la mandíbula. Esto se debe a que la postura en la que se coloca la mandíbula es muy estresante tanto para el músculo como para la articulación. Esto puede generar desde dolencias al masticar o hablar hasta otras más graves y a largo plazo. 

Así, podemos ver que morderse las uñas tiene un gran número de consecuencias muy serias para mantener una óptima salud dental. A la hora de abordar la problemática del desgaste dental, la solución debe abordar dos puntos: la prevención y la recuperación. En la Clínica Dental González Baquero trabajamos tanto para prevenir como para solucionar las problemáticas físicas y estéticas del desgaste dental. No dejes de consultarnos

Posts relacionados

Añadir un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *