En la actualidad, conseguir unos dientes perfectos está al alcance de cualquier persona. La innovación tecnológica y las nuevas técnicas de estética dental como el blanqueador dental o las carillas dentales son más eficaces y más asequibles a todos los bolsillos. Está comprobado que si se quiere disponer de una sonrisa perfecta es indispensable tener también una buena salud bucodental. Además, sonreír sin ningún complejo aumenta la autoestima de la persona y le permite sentirse mucho más seguro de sí mismo en su día a día.

La sonrisa es nuestra carta de presentación en la vida social de cualquier persona y por eso merece la mejor de las atenciones. Para conseguir una buena sonrisa, en primer lugar la dentadura debe estar libre de enfermedades bucodentales y en segundo lugar debe tener la mejor estética posible, de ahí que los especialistas evalúen previamente la salud bucodental del paciente y recomienden algún tratamiento para corregir las afecciones detectadas. Por ejemplo, un tratamiento de ortodoncia para alinear las piezas dentales suele realizarse previamente al blanqueador de dientes.

¿Cómo se consigue una dentadura perfecta?

Dentro de la estética dental, cada persona tiene un ideal de cómo serían sus dientes perfectos, ya que la subjetividad en este aspecto es el elemento predominante. Sin embargo, sí que hay unas directrices que se aplican de manera recurrente en estética dental para conseguir unos dientes prácticamente perfectos.

En primer lugar, como hemos dicho, la salud debe prevalecer para conseguir unos dientes relucientes. Por eso el paciente debe tener en cuenta que la higiene bucal diaria y las revisiones periódicas en su clínica dental son muy importantes para conservar una dentadura en unas condiciones estéticas óptimas, pero hay otros aspectos que van a marcar claramente unos dientes bellos de otros que no lo son tanto. Vamos a verlos:

El color de los dientes

Sin duda es un aspecto muy importante para determinar si una sonrisa es bonita o no. Con el paso del tiempo, la dentadura va perdiendo su color blanco original, ya sea por una higiene oral deficiente, por hábitos perjudiciales (tabaco, alcohol, café, etc), ingesta de medicamentos agresivos o una dieta poco recomendable. El especialista le dará las pautas más saludables en su día a día para recuperar el tono adecuado para su dentadura.

Mantener una encías en perfecto estado

No solo los dientes marcan una sonrisa perfecta, también las encías son importantes para mostrar una dentadura hermosa. Por eso las encías deben tener un aspecto perfecto, sin ningún indicio de enfermedad periodontal, como gingivitis o periodontitis, retracción de encías o cualquier otra afección que afecte a la estética dental. Normalmente, para tener una sonrisa perfecta, solo debe mostrarse 2mm de encías y la línea de los dientes incisivos debe estar a la misma altura que la de los dientes caninos. En el caso de los dientes incisivos laterales, su línea debe ser un poco más baja.

 

Alineación dental perfecta

La alineación dental es otro aspecto indispensable para tener unos dientes perfectos. De ahí que el apiñamiento dental, espacio interdental o cualquier otro tipo de irregularidad de los dientes debe ser corregida con el tratamiento indicado. Una vez que los dientes tienen la alineación adecuada, embellecerlos es mucho más fácil.

Dientes de la misma forma y tamaño

Es otro defecto que resulta imprescindible corregir para lograr la mejor sonrisa. Muchas personas tienen los dientes más visibles con diferente tamaño o forma y afean mucho la sonrisa. Por tanto, antes de someterse a cualquier tratamiento de estética es necesario conseguir la mejor simetría posible en la dentadura de la persona.

 

¿Cómo diseñar la mejor sonrisa?

Lo más importante es entender que la mejor sonrisa para cada persona debe ser totalmente personalizada, ya que los dientes, labios, encías y los rasgos faciales de cada individuo son únicos y todo debe funcionar en armonía y belleza.

Los profesionales de una clínica deben trabajar en equipo y aportar su conocimiento en las distintas disciplinas para conseguir esa armonía aplicando los tratamientos necesarios, no solo estéticos. Con este objetivo, llevarán a cabo un estudio exhaustivo previo de la dentadura del paciente y así tomar las mejores decisiones en base a los posibles problemas que tenga.

Tratamientos que se utilizan para conseguir dientes perfectos

Estos son los principales tratamientos que se utilizan en las clínicas dentales para conseguir el objetivo final que no es otro que conseguir la mejor sonrisa del paciente:

Tratamiento de ortodoncia

Conseguir una alineación perfecta es el paso principal antes de lograr unos dientes blancos y bellos. El ortodoncista recomendará el mejor tratamiento, ya sean brackets tradicionales, la llamada ortodoncia invisible (Invisalign), ortodoncia lingual, etc. La tecnología es la gran aliada en estos tratamientos que están pensados para que el paciente disfrute del máximo confort durante el proceso y cuidando de su estética.

 

Gingivectomía

Junto a la ortodoncia, este procedimiento es muy importante para que las encías y los dientes proporcionen la armonía perfecta a la hora de sonreír. Con la gingivectomía se procede a un pequeño recorte en la encía si hay un exceso de la misma, o también para modificar su forma y aumentar la estética dental. Es una intervención quirúrgica muy sencilla que se realiza con anestesia local y los resultados son excelentes, logrando una sonrisa prácticamente perfecta.

 

Blanqueamiento dental

 

Es el tratamiento estético que más demandan los pacientes y se utiliza para conseguir la tonalidad perfecta para cada dentadura. El procedimiento es muy sencillo y se puede realizar en la clínica o en el domicilio del paciente. Mediante unas férulas que contienen un agente blanqueador y que se aplican directamente sobre los dientes, se consigue una importante mejora en la tonalidad de la dentadura. Los resultados son realmente sorprendentes y los pacientes quedan encantados con su nueva sonrisa. 

 

Carillas dentales

 

Es otro procedimiento estético muy demandado en nuestra clínica, ya que supone un tratamiento muy sencillo y con resultados estéticos excelentes. Se pueden utilizar carillas de porcelana, de composite, de disilicato de Litio o carillas Lumineers. El objetivo de todas ellas es reparar cualquier tipo de daño estético de la cara visible de los dientes. Las finísimas láminas, totalmente personalizadas en color y forma, se adhieren a los dientes y corrigen al instante cualquier irregularidad de forma o tamaño al instante.

 

Hoy en día, conseguir unos dientes perfectos está al alcance de todo el mundo, pero nuestro consejo es que acuda a su clínica de confianza. En nuestra clínica dental de Madrid disponemos de los mejores profesionales y los materiales y técnicas más avanzadas para que pueda disfrutar de la sonrisa soñada. Contacte con nosotros y disfrute de una dentadura perfecta. Queremos verle sonreír.

 

 

 

 

¿Te ha sido util este post?

Muy pocoPocoUtilMuy utilMagnífico (1 votos, promedio: 4,00 de 5)
Cargando…