Odontología materno-infantil y Odontopediatría

Los odontólogos sabemos lo importante que es la salud bucodental de los niños y ponemos especial hincapié en la prevención y la información a los padres para que los pequeños crezcan con una dentadura sana y bonita.

Odontología materno-infantil y Odontopediatría en Madrid - clínica dental González Baquero en Alberto Aguilera Madrid

El odontopediatra desarrolla tratamientos correctivos y preventivos en los niños desde su primera visita a la clínica que, según la Sociedad Española de Odontopediatría, debe producirse durante el primer año de vida o cuando erupcione el primer diente. Es aquí cuando el especialista orienta a los padres sobre los cuidados básicos que deben seguir los niños para mantener una buena salud bucodental en los primeros años de vida, algo de vital importancia para crear unos hábitos higiénicos sólidos cuando sean más mayores.

Odontopediatría

Es aconsejable que los niños acudan a la consulta del odontopediatra al menos dos veces al año después de cumplir el segundo año de vida, ya que será el profesional quien enseñe al niño y a los padres buenos hábitos de higiene bucodental para afianzarlos de cara a su etapa adulta.

La supervisión del estado de las estructuras maxilares y los dientes de leche del niño es esencial para comprobar que su crecimiento está siendo completamente normal y, en caso de alguna anomalía, tratar de corregirlo lo antes posible. En la Clínica Dental González Baquero contamos con un programa de atención dental infantil que incluye revisiones periódicas, fluoraciones y técnicas de higiene oral por parte del odontopediatra.

Odontología materno-infantil

La odontología materno-infantil es otro de los servicios exclusivos que ofrecer nuestra clínica y está orientado a brindar todos los cuidados bucodentales necesarios para la madre y su bebé. Está enfocado en la prevención y en la corrección en caso de cualquier problema bucodental.

Nuestros especialistas recomiendan una revisión de la futura mamá en las primeras semanas de embarazo. Es en esta etapa donde aumenta el riesgo de caries y la inflamación y sangrado de encías, por tanto es importante la evaluación y diagnóstico bucal para poner en marcha las medidas preventivas necesarias, sobre todo relacionadas con una adecuada higiene bucodental.